miércoles, junio 07, 2006

¿Debate?

Seguramente hoy la blogosfera estara inundada de sesudos analisis sobre el debate del dia de ayer. Tengo que confesar que lo vi, o por lo menos lo intente.

Pero como yo no se un carajo de politica y sobre todo, no puse atencion a los balbuceos y pseudodiatribas de los tiernisimos candidotes, mi analisis se limitara unicamente a aspectos intrascendentes y banales que note mientras cabeceaba veia el debate.

Antes que nada, segun yo, un debate es esto:

Discusión en una asamblea deliberativa sobre puntos de fondo, de una cuestión pendiente, que involucra: exposición temática, discurso, discusión, preguntas, repreguntas, interpelación, suspensión y cierre.

o
Dinámica de interacción comunicativa grupal en la cual se realiza la discusión de un tema a través de la defensa de puntos de vista diferentes sobre el mismo tópico.



Ayer yo lo unico que vi fue algo asi:




Siendo justos, solo hubo exposicion, discurso y unos cuantos intentos lastimosos de cuestionamientos y defensas mal improvisadas.

Pero veamos a los candidotes individualmente:


Roberto Madrazo.




Madrazo es un titere. Y no me refiero a que haya alguien que lo maneje a su antojo siguiendo una agenda oculta, no. Me refiero a que todos sus movimientos son los de un titere, apuesto que a un lado del podio estaba una maleta. De hecho podria jurar que en cierto momento vi el alambrito que movia su mano, que seguramente tiene un resortito que hace que levante el dedito como si estuvera contando los billetes que afortunadamente no se va a robar. (Porque no va a ganar, fiu.)


Patricia Mercado.




Me dolieron los ojos de ver a esta mujer.

No lo digo porque sea muy fea, sino porque la mujer parpadea 600 veces por minuto, es como el colibri de los parpadeos.

No se a que se debia; si las luces estaban muy fuertes, si no habia dormido preparando su discurso (del que no se me quedo pegado nada) o si tenia una infeccion en los ojos que se trato con Solutina de Farmacias del Ahorro (Recomendadas por el Dr. Simi, que viene porque puede y no porque quiere o quiere pero no puede porque no tiene, no se, algo asi), pero me tenia hipnotizado con su frenetico parpadear, brrr, freaky.


Felipe Calderon.




Calderon se enoja solo; comienza hablando como sacerdote y de pronto se emputa sabra Marx por que cosa y empieza a gritonear indignado. Tambien hace muchos ademanes, a ratos parecia que jugaba con su pelota o que cargaba a un bebe (que cuando se emputaba, aventaba lejos del podio). Cuando le quedaban pocos segundos de su participacion, le tiraba un pedazo de mierda al Peje y luego se quedaba muy mustio.


Andres Manuel Lopez Obrador.




El peje estaba que ardia.

No se si porque no sabia si hablar de sus propuestas o defenderse de los cerotes mala leche que le tiraba Calderon a destiempo, pero estaba chapeadito, chapeadito, hasta coqueton se veia el cabron. O a lo mejor estaba elevando su Ki para convertirse en Super Pejeyin nivel 2 (pisos), ni idea.

Tampoco soltaba el podio; acostumbrado al DF, seguro penso que si se descuidaba tantito, se lo iban a robar. Ahh, tambien se veia muy varonil con sus hombreras. Yo respeto.


Roberto Campa.




A el no le puse atencion, creo que se la paso hablando en frances y fumando puros.


No supe cuando termino el debate, supongo que sirvio la hipnosis. Cuando desperte, estaba en la azotea vistiendo una tunica, con un pollo en una mano y una biblia en la otra. Pero esa es otra historia.


Por eso soy apolitico.


Yo.

No hay comentarios.:

Visitas

Seguidores

Busqueda.


Archivo del blog